Aritmosofia-Esoterismo de los Numeros.

Gema Zalvan
Sigueme

Gema Zalvan

Acerca de la Autora: Gema Zalvan at Tarot de Gema Zalvan
Soy Gema Zalvan, Vidente Natural, Tarotista y Astróloga. Investigadora incansable de temas Esotéricos y de Superación Personal. Mi trabajo de Tarotista me permite orientar a las personas con conflictos personales. Mi especialidad son los temas de pareja y Familia.
Dedicada a aprender para poder enseñar.
Gema Zalvan
Sigueme

Latest posts by Gema Zalvan (see all)

Que es la aritmosofía, Simbolismo de los Numeros

Aritmosofia

La aritmosofía es la parte de la filosofía oculta que trata del simbolismo de los números, sus funciones metafísicas y las operaciones mágicas que se pueden realizar con ellos.

1.-.Historia

El misterio que encierran los numeros ha sido, una curiosidad que ha movido las mentes de la humanidad desde epocas remotas.

En la creencia que los numeros guardaban un mensaje Divino, y descifrar ese mensaje era una manera de aproximarse a Dios.

Basado en el pitagorismo, los “números ideales” de Platón, la Gnosis y la Kabbala, más la numeración fantástica del Apocalipsis, y la exégesis de los “números misteriosos” practicada por san Agustín y algunos Padres de la Iglesia.
La primera influencia fue pues la de Pitágoras,que en el siglo VI a.C.

Los Pitagoricos

Elevó las matemáticas a sacerdocio, con aritmética como teoría del Número-Idea o puro ,y logística en el cálculo ordinario.

Los pitagóricos aumentaron este subjetivismo con teoremas y tablas, y el pensamiento mágico con sus simbolismos aritmetológicos.

La antigüedad aprendió de ellos que la línea horizontal y el número par son femeninos, y la vertical y el número impar masculinos.
La tetraktys que invocaban en su juramento iniciático era el conjunto de los cuatro primeros números: el diez.
Enseñaron las relaciones de armonía entre los números, los elementos, los dioses, los planetas y las notas musicales.

Su habilidad para medir lo inconmensurable encontró eco en Platón, cuando en la República calculó que un tirano tiene una vida setecientos treinta y nueve veces menos agradable que un rey.
Para la matemática pitagórica, la unidad no era un número, sino el principio, el arcano de todos los números, digamos el principio y no el comienzo.
Una vez admitida la existencia de otra unidad y de varias unidades, es de la unidad que van a derivar, por adición, el dos y todos los números.
Los pitagóricos concebían los números como formados y constituidos o representados por puntos dispuestos de manera diferente.
Definían el punto como la unidad posicionada, mientras que para Euclides el punto es aquello que no tiene partes.

La unidad era representada por el punto (sêmeion = signo) o, cuando el sistema alfabético de la numeración escrita fue adoptado, por la letra A o a, que servía para designar a la unidad.

2.-La Gnosis y la Kabbala.

En la Gonosis y en la Kabbala se desarrolló la gematria, arte combinatoria que juega a la vez con los números y las palabras.
Los griegos utilizaban como cifras las letras de su alfabeto,y también a los gnósticos les parecía natural considerar un nombre en función de su valor numérico, y hacer de ese valor su sentido.
Por eso Cristo se convirtió para ellos en el 801,porque era el alfa y la omega.
Y como peristera, paloma, suma también 801,se identificó a Cristo con el Espíritu Santo.
Amén suma 99, abraxas 365, con lo que el arconte Abraxas se representó mediante el abraxas (piedra o placa metálica con inscripciones alrededor de una figura con cabeza de león o gallo).
Las siete vocales griegas, no representaban sólo cifras, sino también los planetas.

Los siete tonos del heptacordo (lira de siete cuerdas) las 28 luces de la luna.
Un talismán gnóstico muy usado era una gema con las siete vocales grabadas en el cuadrado o en el triángulo mágico.
El alfabeto hebreo de 22 letras servía igualmente de cifras; las diez primeras de 1 a 10; la undécima (caf ) 20; la duodécima (lamed) 30, etc.
La Kabbala asoció cada una de estas letras a un nombre divino y a un símbolo, desde alef ,la voluntad,hasta la vigésimo segunda, la recompensa.
Y como las sefirot eran las ideas mediante las que Dios creó, talmudistas y cabalistas calculaban las letras de un nombre para comprender el universo.
O para expresar los nombres divinos, cuya pronunciación y grafía debían permanecer secretos.

Gema Zalvan

Sobre Gema Zalvan

Soy Gema Zalvan, Vidente Natural, Tarotista y Astróloga. Investigadora incansable de temas Esotéricos y de Superación Personal. Mi trabajo de Tarotista me permite orientar a las personas con conflictos personales. Mi especialidad son los temas de pareja y Familia. Dedicada a aprender para poder enseñar.

Deja un comentario